Todo sobre la rotura del ligamento cruzado de la rodilla

Los ligamentos son un haz de fibras de colágeno con una forma de banda, y que limitarán el movimiento de la articulación para no sobrepasar los límites anatómicos y biomecánicos. Sin embargo, puede suceder que se rompa un ligamento y para tu recuperación la mejor opción es visitar valdepenasfisiosalud.

En la rodilla nos encontramos con cuatro ligamentos que son los cruzados anterior y posterior, así como los ligamentos laterales interno y externo. Existen dos tipos de ligamentos cruzados que son el anterior y el posterior, y de la rotura de estos es que hablaremos el día de hoy.

¿Cómo se produce la rotura del ligamento cruzado?

La lesión de los ligamentos se puede producir por un cambio brusco en la dirección de la rodilla, por una desaceleración exagerada o por una contusión. Esta es una situación que puede ser bastante común en cualquier práctica deportiva, y puede producir mucho dolor.

Síntomas que produce

Los síntomas cuando un deportista sufre de la rotura de este ligamento pueden ser los siguientes:

  • Chasquido en la rodilla
  • Dolor intenso en la zona afectada
  • Puedes tener dificultad para apoyar la pierna, y en muchos casos no se podrá usar para desplazarte
  • Inestabilidad en la articulación de la rodilla
  • Inestabilidad en la marcha
  • Derrame hemático en las 24 horas después de sufrir la lesión

Los movimientos de flexión y extensión de la articulación se limitarán mucho. Con el paso del tiempo se irá produciendo una mayor inflamación si no se trata de forma rápida. Por este motivo, siempre será básico tratar la lesión después de que esta se produzca.

Diagnóstico

El diagnóstico se puede hacer de diferentes formas, dentro de las cuales están las siguientes:

  • Prueba de cajón anterior: esta es la prueba más común que puedes realizar. Se realiza por un médico especializado, que hará tracción suave sobre la región proximal de la tibia, y si la tibia se desplaza hacia adelante la prueba será positiva.
  • Estudio radiológico: se hace con la finalidad de descargar cualquier tipo de fracturas o arrancamientos de la inserción de los ligamentos.
  • Resonancias magnéticas: en el caso de que se produzca un hematoma interno en la rodilla, esta es la mejor prueba para verificar el estado del ligamento.

El tratamiento de estas lesiones debe ir de la mano de un profesional, y para evitar lesiones en la misma tendrás que guardar reposo absoluto y aplicar hielo durante los 3 primeros días.

Marcar el enlace permanente.

Comentarios cerrados.